TOp Globalcaja
Home » Ciudad Real » La lluvia enmudeció al Silencio

La lluvia enmudeció al Silencio

/Fotos: J. Moreno/

Como cada madrugada de Jueves Santo Ciudad Real esperaba enmudecer para admirar a la Hermandad del Silencio procesional con sus pasos del Cristo de la Buena Muerte y la Virgen del Mayor Dolor (Silencio). Lamentablemente las previsiones de lluvia se cumplieron y los pasos tuvieron que permanecer en el templo y la procesión fue suspendida. Algunos penitentes realizaron un Vía Crucis en el interior del templo, en el que se vivieron momentos de recogimiento mezclados con la tristeza de no poder realizar su estación de penitencia.

José María Rausell Montaña y Francisco Lloréns Ferrer son los autores de ambas imágenes. Tanto el Cristo de la Buena Muerte como la Virgen del Mayor Dolor, que procesionan la madrugada de Jueves Santo sobre tronos de estilo barroco dorados en pan de oro, de la carpintería De Francisco Hurtado. Ambos pasos son llevados a hombros por 45 portadores.

El cortejo, en el que podemos encontrar habitualmente penitentes con túnicas negras, algunos de ellos descalzos, arrastrando cadenas y portando cruces, transita por la ciudad ante la admiración y respeto de cuantos presencia esta estación de penitencia tan emblemática de la capital.

El silencio es roto únicamente en esta madrugada de Jueves Santo por tres tambores que acompañan el paso de estas dos bellas imágenes de la Semana Santa de Ciudad Real. Imágenes, sonidos y sentimientos que por causa de la meteorología no han podido ser admirados por ciudadrealeños y visitantes.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*